por protervidad

Los muertos apagados

En una historia de agosto

Bebiendo el desgarrado tiempo

Que se repite en las ventanas únicas

Con un sollozo roto

La ida torpe y confusa

De tu escritura que brilla dentro

En huesos llorando fuego

Como una resaca de poema no muerto

Entre cenizas luminosas

Y el silencio-pájaro, disperso por aprenderse mi nombre

Que me penetran reconocida

Como una penumbra derrumbada.

 

Anuncios